2007

El Blog de la 1 de la mañana

Hoy es una de esas rarisimas ocasiones que me toco estar en la oficina hasta la 1 de la mañana, y aqui sigo. Haganme el chingado favor. Sigo despierto gracias a unos buenos Red Bulls y una pizza mal hecha. Pasan y pasan los minutos y esta pinche silla se vuelve mas incomoda. Ya le di como tres vueltas al CD ya que nunca me espere estar aqui tanto tiempo y no me traje mas musica. Pa’ terminarla de chingar, ya escuche toda “La Mano Peluda” por primera vez en mi vida. El sonido de los ventiladores de la computadora se vuelven mas sonoros y la luz molesta mas. Lo peor del caso es que ya nada mas me estoy haciendo guey un rato, esperando que mi compañero (El Chivo) termine lo que tiene que hacer. Ahora si que como en las peliculas de guerra, o nos vamos todos o nadie, y pues a mi me toco la ley de Herodes. En fin, me gusta mi trabajo, me gusta mi carrera, pero a estas horas uno empieza a cuestionar si uno vive para el trabajo o si hay que trabajar para vivir. La neta prefiero quedarme con la segunda, y como esto blog ya no va ni viene…pos ahi se ven.

El Chilakil

yo.jpg

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
5 Comentarios en “El Blog de la 1 de la mañana”