2008

Cada quien su Dios

Maradona no estuvo para saludar a los novios en el atrio, pero envió por Internet un brevísimo saludo a sus fieles, reproducido en las pantallas del local. Las novias vestidas de blanco y los novios, de traje negro con el clásico número ’10’ en medio de la espalda, mientras dos grandes pantallas reproducían hasta el hartazgo los goles y mejores jugadas del ex jugador, los recién casados se comprometieron a “amarse y respetarse compartiendo los goles, los vídeos y las imágenes de su dios”, así como “tener hijos y ponerles Diego de segundo nombre”. Si a alguien le interesa unirse a esta religión, el santuario esta en Argentina, pueden irse de rodillas, obvio, sin rodilleras, para que sea valida la penitencia, aunque tienen la ventaja de que este Dios en comprensivo, y permite el uso de drogas para aminorar el dolor y la fatiga, solo una palabra resuena en mi cabeza, TOLERANCIA, TOLERANCIA.

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
82 Comentarios en “Cada quien su Dios”