2008

Perder la cabeza jamás… los huevos, quién sabe.

Faltó poco para que el caballero que dirigía este Jeep tuviera una pequeña probadita de lo que es el infierno y las agonías que en él se se practican.

Hazme el chingado favor!

Cortesía de SustO

labanda.jpg

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
79 Comentarios en “Perder la cabeza jamás… los huevos, quién sabe.”