2009

Mis finísimos y amables vecinos

El día de ayer por la noche se fundieron los fusibles del depa donde vivo, entonces como toda persona razonable decidí verificar y cambiarlos. Al bajar las escaleras y llegar al estacionamiento del edificio (por donde están los medidores de luz) veo en la ventana de uno de los coches un mensaje que me hizo decir HAZME EL CHINGADO FAVOR. Era una cartulina pegada en la ventana del copiloto con una singular advertencia, que dice así: “La mierda de tu madre no te educó, no rayes mi carro, ni me eches tu basura… Trágatela”.

La verdad es que al principio me dio mucha risa que una señora esté lanzando advertencias de este tipo hacia alguien más. Pero estoy conciente que hay desacuerdos de vez en cuando en todos los edificios de departamentos, que no todos la llevamos de piquete de ombligo, pero que algunos se comporten de esta manera me hace pensar en el viejo dicho popular: El país que tenemos… El país que merecemos? (O alguna de sus variantes) Si seguimos por este camino, la falta de cultura cívica para convivir en sociedad, además de los factores ya conocidos por todos nosotros, nos va a llevar más rápido de lo que pensamos a enfrentamientos unos con otros por el simple hecho de no poder arreglar nuestras diferencias como lo que se supone que somos… Personas civilizadas?

vecinos

Cortesía de Jano G

labanda.jpg

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
64 Comentarios en “Mis finísimos y amables vecinos”