2010

Había una vez en un país lejano

Es gracioso y a la vez triste que actualmente seamos tan “precavidos” con lo nuestro, incluyendo la vida. De seguro tu has recibido mails donde te advierten de los riesgos que corres en la calle, de lo que te puede pasar si se te ocurre contestar el teléfono en la vía publica, de que no vayas a tal lugar o que simplemente tengas que voltear la cabeza como paranoico para cerciorarte de que no te siguen. Menciono lo gracioso porque es increíble que ahora entre nosotros tengamos que imprimir miedo para estar “seguros” y “protegernos”; utilizo comillas porque ahí esta lo triste:

¿de cuando acá el mexicano por naturaleza ha sido miedoso? ¿en donde dejamos entonces nuestros pantalones como ciudadanos? ¿que no si esto esta pasando es porque tu lo permites?

Quizás mientras lees pensaras “ah apoco si muy valientito?” o, “ps’ me vale madre lo que pienses pero yo si me cuido. . . en lo que son peras o son manzanas”. Cuando leo ese tipo de correos tan comunes hoy en dia no dejo de pensar en los que nos antecedieron, refiriéndome a los “Héroes de la Patria”; gente como tu o como yo que no andaban cuidando lo mucho o poco que tenían frente a los atropellos de los poderosos. Te imaginas poder regresar un poco el tiempo, y que te encontraras con que Miguel Hidalgo, o Morelos, o vámonos mas adelante, Emiliano Zapata aconsejaran a los mexicanos de entonces y dijeran: “No mamen sigan trabajando como esclavos y no importa si en la tienda de raya no nos pagan como deberían es mejor tener poquito a que te azoten o te maten” o “Hijos todos sabemos que los españoles controlan todo México y ademas tienen sus mosquetones, así que mejor no digan nada y quédense callados, total si les quieren meter el cristianismo a huevo o quitarles sus tierras pues háganlo, es mejor salvar la vida”. . . ta’ madre no?. Pues eso quizás esta pasando, hoy no puedes tener algo que a ti te cuesta trabajo porque para empezar te da un chingo de miedo que te puedan asaltar (es un hecho) y ademas todavía que te quiten lo mas preciado, la vida.

No se en que punto este País perdió los pantalones que apenas hace 100 años había demostrado, no se a quien o quienes les debemos ser sumisos y dejados de todo lo que pasa, o en menor grado, donde habrá quedado uno, uno de los muchos héroes que anteriormente se daban por racimos. Francamente se que en la escuela te enseñan cosas nacionalistas para que ames ciegamente a este país, quizás no es axial la realidad, quizás; pero yo al menos prefiero seguir pensando que si existió un Pancho Villa, un Zapata, un Morelos, vaya los Flores Magon chinga, todos esos personajes que te enseñan al menos tener dignidad cuando sigues un frente común, que aceptas las consecuencias pero que sabes que fue valiente lo que intentaste. De nuevo se me viene a la mente la frase “de valientes están llenos los panteones” (algo así) y si, la verdad es que los que somos sacatones estamos aquí. Una vez leí algo relacionado con esto, que México había dejado de tener héroes con nombres propios para transformarse en una nación con héroes que se llamaban sociedad. En serio?

Entonces supongamos que si somos todos héroes, que dia a dia salimos a velar por los intereses de los nuestros y regresamos a casa con el orgullo de que lo hicimos bien, sea cual sea la súper tarea que te encomendaron la hiciste bien chingon; pero que pasa cuando el súper villano eleva sus poderes y tu tienes que luchar ahora si en serio. Hoy te manifiestas de manera pacifica pfff. . . vámonos de nuevo a los principios de 1800, ¿crees que la gente para reclamar lo suyo se manifestaría con pancartas de ya basta, o prendiendo velas y vistiendo de blanco con Maná y Jaguares tocando música buena onda, pidiendo por favor, que terminen los atropellos o le bajen de huevos los delincuentes? ¿te imaginas a gente con lo mínimo para sobrevivir pidiendo de manera pacifica que se respeten sus derechos?. Tengo una hipótesis que mi padre me dijo “cuando las palabras y el entendimiento no caben en la razón, entonces hay que hacer otra cosa” estoy seguro que a los que nacimos de 1994 para abajo entendemos bien a que se refiere. . . entonces? La razón entra en aquellas sociedades maduras, no en las que son relativamente jovenes como la de nosotros que aun sigue peleándose porque el tiene un mejor juguete y a mi no me lo compraron igual.

Ojo no digo que hay que agarrarnos a madrazos todos, solo que aquí no aplica el ser pacifico con la clase de pendejos que tenemos como lideres que no entienden porque no lo sienten. Menos nos queda el ser coyones y aceptar todo con la cabeza abajo, hasta el extremo de que te corten o limiten el internet que porque el facebook o el hi5 atentan contra ti y sirven como catalogo de secuestradores o twitter es una red de conspiradores o cosas por el estilo. Tranquilos cabrones; lamentablemente a uno le llega lo Mexicanisimo solo cuando juega la selección contra EUA o cuando en las caricaturas nos satirizan, ahí si sientes que te aprietan lo apretable.

Si me preguntas si, si soy un enamorado de lo vintage porque ahí si uno le brincaba le seguían otros 500,000 HERMANOS, ahora simplemente te miran desde arriba diciendo ese no es un héroe, es un pendejo. Malo, malo, malo…Hazme el chingado favor!

Cortesía de Yuckham

labanda.jpg

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
151 Comentarios en “Había una vez en un país lejano”