2011

Cayman – Los lideres charros

Leyendo en las últimas semanas los saqueos disfrazados de acuerdos avalados por Calderón a favor de la Chucky de la educación, en el llamado “acuerdo político por la educación” , donde se negociaron puestos clave en el ISSSTE a favor de Elba, en donde incluso el director de la lotería nacional fue puesto a petición de ella, es aquí donde me viene a la mente esa famosa frase que dice “A mí no me den, solo pónganme donde hay” donde reparten puestos por votos, para jalar a todo un sindicato a favor de un partido.

Esas pinches mafias llamados sindicatos que en nuestro país no han servido para nada más que para enriquecer a sus líderes, ser caja chica de partidos y ser voto duro del mejor postor, que en nada defienden al trabajador y los logros que ellos se cuelgan son solo los que los empresarios pagan ya que el delegado o líder sindical llega con el empresario y dice “a ver qué aumento es el que quieres dar a tus trabajadores para no hacerte huelga, ayúdame y te ayudo” y todo depende de lo que el empresario quiera aportar al “líder” que solo por sus huevos puede mandar a huelga una empresa, todo esto me hizo recordar una anécdota que me sucedió:

Hace muchos años me tocó trabajar en una empresa donde me contrataron como técnico para operar una maquinaria en ese entonces novedosa, pero no era personal de confianza ni sindicalizado era un empleado que me encontraba en el limbo. El primer día que entré apenas me habían dicho que era lo que iba a hacer y me mostraron la maquinaria donde trabajaría cuando a los 15 minutos de que estaba iniciando mi trabajo llega el montacarguista y se presenta de forma prepotente:

Que pasa soy X Pérez y soy el delegado sindical de la empresa, mira el chiste de aquí es que quedes bien conmigo, si trabajas o no a mi me vale madres, si estás bien conmigo estas bien con la empresa, voy a ocupar favores tuyos como el ir a marchas y mítines políticos – en ese entonces estaban por iniciar las campañas electorales de 1995- y tienes que ir si quieres mantener tu trabajo.

Le respondí, pero yo no soy sindicalizado no tengo obligación de eso.

– Pero tampoco eres de confianza, estas aquí para hacerte sindicalizado por que este puesto no lo tiene el sindicato por eso te contrataron, y si quieres tener base vas a hacer lo que el sindicato te pida

En ese momento decidí mandarlo directito a chingar a su madre, al fin que no tenía nada que perder.

Con el tiempo vi como todos “quedaban bien con él” cada quincena o semana no recuerdo bien daban una despensa de la cual todos le daban algo al delegado que estaba a la salida esperándola, mensualmente daban un incentivo por producción y de igual manera todos se mochaban y si su bola de lame huevos nunca trabajaban y no les hacían nada siempre estaban incapacitados, yo nunca le di nada y me gane que me mandara al turno de la tarde, donde no existía ese turno solo por sus huevos me mando a mí, pero trabajaba mas relax aunque saliera a las 10 de la noche

Pues llegó el primer mitin donde me dijo que esperaba verme y no me presenté, así pasaron muchos más mítines a los que no asistí, acercándose las elecciones me pidió mi credencial de elector y me dijo que era el mitin más importante donde tenía por fuerza ir si no me iba a descansar de forma indefinida y le dije que no iría y no le daría mi credencial, y solo me dijo tú sabrás te quiero ver ahí si no ya sabes.

En ese momento fui con el de Recursos Humanos que me había contratado y le comenté lo que me dijo el delegado a lo que él solo me dijo:

Tienes que hacerlo para que te ganes la base

Pero si el que me contrato fue usted no el sindicato y usted nunca me habló de sindicato ni base

Pues sí, pero esas son sus reglas.

Entonces me encabroné y seguí mi chamba sabiendo que no tenia apoyo de nadie, total se presento el día del mitin y por la tarde llegue puntual a chambear como siempre y me estaba esperando el delegado y me dice

-No te presentaste, te advertí que si no ibas te mandaba a descansar indefinidamente

-Yo te dije que no iría

-Si quieres seguir trabajando entrégame tu credencial de elector

-Ni madres, no te entrego nada y hazle como quieras

-Pues entonces te vas y a ver cuando regresas

Total me fui a mi casa y al día siguiente me comunique a la empresa para saber mi situación, entonces me comunicaron con el gerente de recursos humanos el cual me dijo que tenía que ir al sindicato a pedirle disculpas al líder sindical por mis faltas a los mítines,- HAZME EL CHINGADO FAVOR– a lo cual le respondí lo mismo, el que me contrató fue usted no el sindicato y que no iba a pedirle disculpas a nadie ya que yo si tenía estudios no como los sindicalizados.

Pasaron 3 días más y ahora el gerente fue el que me llamó pidiéndome que fuera al sindicato a “platicar mi situación”, lo mismo que ya le había dicho le repetí, que no tenía nada que hacer con el sindicato. Pasaron otros dos días y recibí una nueva llamada, ahora me ofrecían el no tener que ofrecer disculpas, sino “únicamente” firmar una carta donde me comprometía de ese momento en adelante a “hacer todo lo que el sindicato requiera”. Ya había aguantado tanta presión que no fue difícil no ceder. Le platiqué todos los abusos del delegado, sus “incentivos” “las despensas”, el wey de Recursos Humanos me pidió que se lo dejara por escrito de mi puño y letra, y accedí.

Tiempo después supe que el delegado fue despedido de la empresa, y si, fue gracias a mi carta.

Por eso me molestan tanto los sindicatos, son solo unas mafias que chingan a sus agremiados cuando lo únicos beneficiados son sus pinches lideres charros, solo espero algún día ver correr las cabezas de tanto lacra que son los primero en tener oprimida a la clase trabajadora.


Liga directa: youtube.com

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
154 Comentarios en “Cayman – Los lideres charros”