2011

Calderón, entre una demanda o una disculpa

El presidente Felipe Calderón es un hombre valiente, pero esa característica en ocasiones le hace perder la prudencia que como recomendaba Luca Pacioli a Lorenzo de Medici, nunca debe perderse porque es la virtud máxima de los gobernantes.

Y que Calderón ande expresando que en caso de que el PRI llegara a la presidencia de la República, algunos priístas verían bien pactar con el narco porque así lo hicieron en el pasado. Es una declaración totalmente imprudente.

Primero, porque se está refiriendo a hecho futuros y por ende inciertos, y segundo, porque está dando a entender que heredará el problema de la inseguridad pública, pues si la hubiera llegado a controlar, el PRI en el supuesto de que retornara a la presidencia de México no tendría que andar pactando con los narcos, y si el PAN retuviere el Poder, ya no lidiarían con ese espinozo problema que a él y a su gobierno lo traen por la calle de la amargura y de paso orillándolo a ser imprudente.

Ahora el secretario de Gobernación José Francisco Blake Mora, en un hagan de cuenta “lo que el presidente quiso decir”, explicó que el presidente Calderón nunca se refirió al PRI sino “algunos priístas”, en un claro intento de aquietar las aguas porque Sebastián Lerdo de Tejada representante del PRI ante el IFE ,anunció demandaran al presidente o bien que ofrezca una disculpa.

Pero Ernesto Cordero ávido de notoriedad a quien ya le dicen el chavo del 8 porque en las encuestas no pasa del 8 de porcentaje, se trepa al cuadrilátero y desafía que el presidente Calderón no tiene porque ofrecer ninguna disculpa al PRI, que en todo caso el PRI debe disculparse con el pueblo por haber andando pactando con la delincuencia. No me ayudes compadre seguro habrá dicho el titular de Gobernación.

Doy por descontado que Calderón no se disculpará. El PRI lo demandará y el IFE a lo más le aplicará una sancioncilla. Es evidente que se excedió, pero en México al presidente siempre se le ha guisado aparte y además sus vaticinios no creo reviertan las tendencias electorales.

Los priístas ya han de percibir que ese misil ni les abolló la nave, pero es un buen pretexto para presionar y acotar las maniobras de Calderón en favor del PAN.

En síntesis, peor inicio no pudo tener el proceso electoral, pero las cosas no pasaran a mayores. El PRI sigue siendo el partido que puntea las preferencias electorales, pero el PAN es el partido en el Poder, el problema es que Calderón cometió un error que será utilizado de pretexto para arrinconarlo, pero cuidado, porque ya se está viendo que su arrojo le hace perder la prudencia.

Enlace: http://tvgapeeditorial.com/?p=46929

Cortesía de Rodolfo Martínez Galván

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
161 Comentarios en “Calderón, entre una demanda o una disculpa”