2012

Letras ajenas para compartir. Estación Tula, David Toscana

Tú tienes a Carmen; yo nunca la tuve:
eso es algo que debes de entender.
Quise decirle que yo ya tampoco la tenía.

David Toscana.

Estación Tula es una novela divertida, con humor, un poco ácida. Tiene lo mismo que las demás novelas interesantes, es chismosa, motivo por el cual, el morbo se apodera de tu mente, tienes que leerle.

Imaginen a una mujer, desesperada, escéptica. Su marido desapareció, sólo encontraron su coche, después que la corriente de agua generada por el huracán Gilberto, se lo llevó. Así es, la historia de desenvuelve en Monterrey. De pronto, aquella señora, no cree lo que se dice de la desaparición de su cónyuge, sino, afirma y esta segura, que huyó con su amante.

Entre varios temas, esta la historia y la tragedia. Nos narra problemas del México que conocía, que conoció, Toscano nos hace que ver que la tragedia antecede al humor, al menos, es lo que nos muestra, lo que nos ofrece.

En este libro encontraras muchos relatos, de pronto estarás leyendo una novela que contiene, por lo menos, un par de novelas más en sus entrañas.

La añoranza por buscar a alguien, Toscana nos presenta a ese personaje femenino, con el nombre de Carmen. Todos, alguna vez, han tenido una Carmen, la buscan, la esperan, se enamoran. En ocasiones el miedo te detiene y retrocedes, en otras, simplemente, te abandona, te olvida.

Otro referente de esta novela, es el concepto entre el México centro y el México provincia, en este caso, el Norte del país. Surgen rivalidades intelectuales.

Ironías, sarcasmo, humor negro. Desapariciones, investigaciones, conflictos. Identidad, personajes, diálogos.

Anímate a leer, seguro te va agradar. Si no te gusta meterte en conflictos, toma como tema central a tu Carmen, búscala y no la pierdas.

Cortesía de Aza

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
136 Comentarios en “Letras ajenas para compartir. Estación Tula, David Toscana”