2012

Estudiantes al grito de guerra

Hoy (10 de Mayo), Morelia capital del Edo. de Michoacán y toda su población esta sitiada. Somos presa de estudiantes (al menos eso es lo que dicen que son) pertenecientes a diferentes escuelas de nivel superior. Los principales accesos a la capital están copados por estos jóvenes, con palos y piedras obstaculizan la salida y el ingreso a la ciudad. Exigen la liberación de 10 jóvenes detenidos y consignados la semana pasada por la quema de una patrulla y un vehículo oficial propiedad del gobierno el pasado 28 de abril.

Originalmente el Movimiento de Aspirantes y Rechazados (MAR) y la Coordinadora de Universitarios en Lucha (CUL) exigían recursos al gobierno del estado para la convocatoria de nuevo ingreso a la universidad en el próximo ciclo escolar, entre otra peticiones que no han sido publicadas.

Este día las movilizaciones han empeorado, el caos vial en la ciudad está al máximo posible. La caseta de cobro de Zirahuen, la más próxima a Morelia de la autopista Siglo XXI también está tomada por ellos. La máxima casa de estudios del estado (UMSNH) está cerrada también. Las casas de estudiantes son los “headquarters” de los manifestantes.

¿Pero qué pasa con el Gobierno del estado? ¿Dónde están las autoridad? El gobernador no la tiene sencilla, por un lado está el respeto al derecho de los ciudadanos al libre tránsito y por otro, la presión ejercida por estos grupos para que sean cumplidas todas sus peticiones.

El trasfondo político en este movimiento es innegable, estos jóvenes no se “mandan solos” alguien los puso ahí, alguien le está diciendo que hacer y como llevar a cabo el chantaje al estado. Por el momento la comunicación entre el gobierno del estado y los dirigentes del movimiento esta cancelada. Sin embargo el gobierno debe responder a alguna de las partes lo antes posible, responder a la ciudadanía cansada de marchas y plantones o favorecer las peticiones de los estudiantes. En tiempos electorales nadie quiere tomar este tipo de desiciones.

Es claro que el sistema educativo del estado está en crisis, el invertido toque de midas de la clase política está dando resultados catastróficos en la educación pública de Michoacán, antes eran solo los maestros ahora son los estudiantes los que salen a las calles a pedir su tajada del enorme pastel que representa el erario público. Y los ciudadanos que ponen el recurso… olvidados como siempre.

¡Hazme el chingado favor!

Cortesía de El Tlatoani del Barrio

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
236 Comentarios en “Estudiantes al grito de guerra”