2012

La Catrina Teibolera

Estaba la Catrina muy elegante vestida de seda
Nació en buena cuna, fue a las mejores escuelas
Con aires de gran señora paseaba por la Alameda
Se enamoró de un plebeyo que prometió cielo y estrellas
Ella cayó redondita y por seguir al bellaco
En el tubo quedó su calaca bailando.

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
169 Comentarios en “La Catrina Teibolera”