2012

A la chingada con el Facebook

Antes que nada debo confesar que yo era “face-adicto”, ese es el primer hazme!! Era moderado, pero adicto al fin.

Al principio parecía genial la idea de poder contactar a toda esa gente que ha formado parte de mi vida, pero ¡oh Sorpresa! De pronto aquellas personitas que aceptaste gustoso, empiezan a actuar diferente de como son en realidad, algunas mas idiotas que de costumbre, otros un poco mas intelectuales y reflexivos, pendejos que se dan valor de repente, y mis favoritos los que presumen su vida perfecta y en armonía… ja.

Esta subcultura virtual es muy común en las redes, la mayoría aparentando cosas que no existen y si llegan a existir no pueden ser totalmente reales, como ejemplo, aquel pendejo que presume su vida cosmopolita, pero no pone que esta hasta la madre de deudas. Aquel pendejo que se compra un pinche Clio 2006 y postea ” ahora si a viajar con estilo” o “hoy pague mi tenencia”; como para que todos nos enteremos de su carcacha. La pendeja optimista de mierda que siempre invade el muro con sus mamadita y sus frases pendejas de hacer que las cosas sucedan, ja ja ja, y así podría continuar… ¡Pero, que idiota es esa gente dios mío!

Que inseguridad al querer demostrar que son más que otras personas, de pretender que tienen una vida mejor que los otros, y no es cierto, y aclaro para los imbéciles que me van a juzgar; no es que yo actué de mala fe o con envidia, pero es lógico que el simple hecho de ser humanos, nos hace vivir vidas imperfectas, seamos honestos pendejetes, la felicidad nunca es completa, yo no me trago los cuentos de hadas y si llegara a ser real, pues eso no te derecho a andar restregándolo a medio mundo, sin embargo se empeñan en demostrar que son la perfección andante.

Pensemos tantito amigos, si tu eres pleno esta bien por ti, pero ten consideración a los demás, los demás pueden tener problemas graves en ese momento, mientras tu presumes que tienes un trabajo perfecto , otros llevan meses buscando cualquier trabajo para llevar algo a casa, mientras presumes que compraste el ultimo aparato de moda, otros no tienen tu afortunada suerte, mientras hablas de tu familia perfecta… Otros simplemente no tienen a nadie en casa, postean desconsideradamente, sin ningún respeto, solamente importándoles lo que sienten en ese momento, pero te los encuentras de frente y son las mismas mediocres personas de siempre …

Me da tristeza ver en lo que se han convertido mis amigos , pero sobre todo lastima de no querer saber mas de algunos de ellos… Y decidí dar de baja el Face, lo hice perfectamente consiente de las consecuencias, pero lo hice por una razón que considero vital en las relaciones… Quiero que cuando encuentre a mis amigos por la calle me de gusto y curiosidad por su vida, quiero estrecharlo con un abrazo, y sentir alegría cuando me cuente sus logros… Y no solo saludarlo y decirle hola con apatía; por que el Face me ha venido contado su historia día con día… ¡Hazme el chingado favor!

Cortesía de UNBACKED2099

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
454 Comentarios en “A la chingada con el Facebook”