2013

La alimentación vegana

vegetariana2En México el nivel de debate es tan pobre que se confunden ‘opiniones’ con ‘argumentos’, o bien, se le mal llama ‘argumento’ al prejuicioso afán de pretender justificar un error con otro.

Los humanos tenemos la facultad genética de empatizar con el sufrimiento ajeno, pero a lo largo de nuestras vidas estamos expuestos a procesos de desensibilización, mal información y manipulación, mismos que nos hacen ver como algo ‘normal’ el hecho de que millones de seres sintientes sufran para satisfacer nuestros gustos culinarios, entre otras cosas.

La alimentación vegana es una alternativa para dejar de ser parte de esa cadena de explotación animal, pero es también la elección individual más importante para reducir el impacto ambiental y el despilfarro de recursos. Y es además una excelente opción para alejarse de las enfermedades más terribles que padecen los humanos.

Beneficios ambientales de la alimentación vegana

– Produce un ahorro de 80-94% en emisiones de Gases de Efecto Invernadero, causantes del calentamiento global.
– Conserva más del 70% del agua limpia.
– Usa 4.5 menos tierra para cultivar alimentos.
– Evita el 70% de la deforestación.
– Libera más de 760 millones de toneladas de grano cada año. La ganadería ocupa el 70% de la superficie agrícola a nivel mundial. El 98% de la producción de soya y el 44% de la de maíz, se destina a engordar ganado.
– Mantiene el aire más limpio.
– Evita la muerte y sufrimiento de entre 40 y 100 animales cada año, por persona.
– Recorta el 80% (32,000 millones USD) de un costo estimado de 40,000 millones USD necesarios para la mitigación del cambio climático para el 2050.

Beneficios a la salud de la alimentación vegana

• Cáncer: “Los mayores cánceres de nuestro tiempo son causados por la dieta, principalmente por la grasa y el colesterol”. Dr. Ernst Wynder, American Health Foundation
• Arteriosclerosis: “Las personas vegetarianas tienen 32% menos riesgo de padecer enfermedades cardiacas”. Estudio elaborado por la Universidad de Oxford y publicado en el ‘American Journal of Nutrition’
• Obesidad: “Los patrones de alimentación vegetariana han sido asociados con un menor IMC, debido al mayor consumo de fibra y a la baja o nula ingesta de grasas animales”. ADA position: Vegetarian Diets. J Am Diet Assoc. 2009; 109:1266-1282
• Diabetes: “En varones, el riesgo de diabetes fue un 80% más alto en no vegetarianos. El consumo de carne estuvo asociado directamente”. Estudio de Salud Adventista.
• Las personas que basan su dieta en vegetales visitan al hospital un 22% menos y por estancias más cortas que quienes comen carne.

Más del 90% de los productos de origen animal que se consumen en México provienen de granjas de cría intensiva. Allí los animales pasan sus cortas vidas hacinados y con poco acceso a luz solar y aire limpio. En su dieta se implementan alimentos que en su naturaleza no consumirían, y en muchos casos se les dan suplementos a base de sangre, pellejos o huesos procesados, para incrementar su velocidad de engorda. Para que sobrevivan ante tales condiciones es indispensable el suministro de antibióticos y otros medicamentos. En muchos casos se les inyectan hormonas y/o esteroides anabólicos para aumentar su masa muscular y disminuir su porcentaje de grasa.

Por ejemplo, el promedio diario de crecimiento de un pollo de engorda se ha incrementado aproximadamente 400% desde 1935. Como el pollo ha crecido tan rápido, puede ser sacrificado con tan solo seis semanas de edad.

De acuerdo con Feedstuffs, un periódico de negocios agrícolas, “Los pollos de engorda crecen tan rápido que el corazón y los pulmones no se desarrollan apropiadamente para soportar el resto del cuerpo, resultando esto en fallas congestivas del corazón y en gran cantidad de pérdidas mortales.” Así que hay un 26% de probabilidades de que el pollo sea severamente lisiado, y un 90% de que no pueda caminar normalmente.

Hablando de los lácteos, algo esencial: las vacas, como mamíferos, solo producen leche cuando están preñadas, para poder alimentar a sus crías. Los humanos somos la única especie que consumimos leche después de la infancia, y somos, definitivamente la única especie que regularmente consume leche de otra especie.

Esto, gracias a la mutación genética europea; 75% de los adultos, a nivel mundial, son en cierto grado, intolerantes a la lactosa, incluyendo la gran mayoría de la gente en África y Asia. Así que no es inherentemente natural que los humanos consuman leche de vaca.

¿Qué de natural puede haber en ello? Recurrir a hábitos cavernarios no justifica para nada el comer los restos de animales como lo hacemos ahora. Y no siempre lo que se ha hecho a través de los años es lo correcto o lo natural.

Es común que la gente recurra a las típicas etiquetas (radical, extremo, sectario o fanático) cuando desconocen un tema. Sin embargo la alimentación vegana está perfectamente legitimada por las principales asociaciones dietéticas del mundo y por figuras de todos los sectores: político, artístico, cultural, social, deportivo, científico, etc.

Siempre ha sido más conveniente informarse que lanzar críticas sin sustento alguno. Es una buena noticia que la sociedad esté siendo cada vez más informada en temas de alimentación, y que el número de personas que no se alimentan de animales haya crecido ya a 600 millones en el mundo.

Si deseas más información visita www.HazteVegetariano.com

¡Hazme el chingado favor!

Cortesía de Israel

logo-la-banda

Siguiente Entrada
Entrada Anterior
Siguiente Entrada
Entrada Anterior
446 Comentarios en “La alimentación vegana”