2013

¿Qué hacer con el niño sicario?

ponchis-nino-sicario El tema candente de cafés, pedas y disputas acaloradas en días recientes es la liberación de El Ponchis, mejor conocido como ‘El Niño Sicario’ después de cumplir la pena máxima permitida por la ley de 3 años de prisión. En lo que va de ayer y hoy ya he estado en al menos tres y en todas, dentro de opiniones encontradas, surgió quien dijo: “no va a durar mucho, lo van a matar” y quien secundó con un “se lo merece” claro, palabras más, palabras menos. No estoy de acuerdo con esas palabras, pero es sencillo respetar los pensamientos de otros en lugares tan informales como la sala de mi casa.

El problema surge cuando se lo escucho al del programa de las 8 en el radio, que, aunque a veces es tan informal como la sala de mi casa, tiene más de 5 personas por público. Y entonces dicen al aire ese “se lo merece” además “los derechos humanos estorban en casos como éste” y la ya dicho “en el mejor de los casos lo agarran los suyos y lo matan” Y entonces yo pregunto: ¿EN EL MEJOR DE LOS CASOS? ¡Hazme el Chingado favor! En el mejor de los casos, el chico se recupera del trauma, en el mejor de los casos el chico consigue ser parte de una familia, en el mejor de los casos todos nos olvidamos de su nombre y su fotografía y le damos opciones para seguir adelante; en el mejor de los casos nadie lo mata, crece y se vuelve un neurótico funcional como el resto de nosotros. ¿Y sabe qué más? Aun así… que triste que ese sea el mejor de los casos.

Habrá quien comente ya sólo después de esto, y me diga que ¿y que con las familias que mato? O que soy una ilusa por pensar siquiera en que el chico tiene posibilidad de rehabilitación, y tal vez sea así, tal vez no la tenga… pero, -aunque todos somos responsables de nuestros actos- no olvido que todos somos hijos de la sociedad en que nacimos, y yo, como parte de esta sociedad me siento responsable de él y de todos los niños sicarios del que mi país está siendo caldo de cultivo.
Son hijos de todos, porque todos somos parte de esto.

La idiotez final: ¿Miraron ya la segunda parte de los juegos del hambre? esa frase: “Recuerda quien es el verdadero enemigo” le queda como anillo al dedo a esta situación.

¿Qué maten al niño sicario?

Como gusten… vienen más detrás.

Cortesía de Julieta

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
497 Comentarios en “¿Qué hacer con el niño sicario?”