2014

La fiesta de los muertos

En un mundo donde la desdicha, miseria y dolor son cotidianos los actos transgresores se convierten en la única, casi la última manera de generar sorpresa, mostrando y exhaltando formas nuevas de violencia.

Este año, los temas de Halloween son el Ebola e ISIS. La violencia no es nueva en el humano, partiendo desde ahí, el antropólogo Ashey Montagu, apoyado en numerosos estudios neurológicos dice que el cerebro está programado para la agresión. La cultura y la civilización han buscado regular esta violencia innata al humano limitando su aparición y expresión. Sin embargo, surgen fechas en las que el transgredir es requisito de diversión, y vemos en las calles, sobretodo de las ciudades más “occidentalizadas”, ejemplos de la violencia incorporada a la vida común, corriente y sin tintes de doliente. ¿Es acaso que nos volvemos indiferentes al dolor, al propio y al ajeno? O es simplemente que ¿necesitamos un poquito de emoción para sentir que seguimos vivos? Y de ser así, sería un punto más positivo que negativo de nuestra maltrecha sociedad. No lo sé, sin embargo, exclamé un enorme ¡HECF! Al encontrar esto por la red.

disfraz

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
18 Comentarios en “La fiesta de los muertos”