2015

No tiene nada que esconder: Angélica Rivera de compras en Beverly Hills

Las cámaras de Telemundo en Estados Unidos captaron a Angélica Rivera junto a sus hijas y un grupo de amigas en un día de compras por las tiendas más exclusivas de Beverly Hills. Recordemos que La Gaviota ya explico en su video de la Casa Blanca que ella no tiene nada que esconder. La esposa de Enrique Peña Nieto dijo que chambeo duro en Televisa y que se ganó el casting para el personaje de “primera dama” por lo que cuenta con un patrimonio de ella y para sus hijas.

Angélica Rivera fue vista en diversos almacenes de Beverly Hills buscando un vestido para una de las hijas de la primera dama. El día de compras comenzó alrededor de la 1 de la tarde cuando el grupo de mujeres llego en dos camionetas al centro comercial Beverly Center. El grupo visito las tiendas Prada, Dolce & Gabana, Versace, Tiffany y otras tiendas más, donde vieron vestidos con precios de hasta 20 mil dólares y bolsas con precios mínimos de 5 mil dólares.

angelica-rivera-compras-beverly-hills-2

Después de un día de tanto ajetreo el grupo de mujeres se fue a cenar al conocido restaurante Fogo de Chao para finalmente dirigirse en par de camionetas negras a su hotel. Los respectivos guarros se mantuvieron atentos mientras el grupo de mujeres hacia el shopping.

¿Angélica Rivera no tiene temor de Dios? No, no pasa nada, no hay conflicto de intereses, todo bien.

Lo que Angélica Rivera no tiene es sentido común, ya que como esposa de un político que siempre ha vivido del presupuesto cada una de sus acciones es criticable y mucho más después del escándalo de la Casa Blanca que puso en jaque la presidencia de su marido.


Liga Directa: https://vid.me/yiLc

El PAN debe de estar agradecido con Angélica Rivera, un personaje que cada día se vuele más toxico para Enrique Peña Nieto pero sobre todo para el PRI.

Cortesía de Rick

logo-la-banda

Siguiente Entrada
Entrada Anterior


Siguiente Entrada
Entrada Anterior
291 Comentarios en “No tiene nada que esconder: Angélica Rivera de compras en Beverly Hills”