2009

Candidato panista llama “ratero” a Calderón

Acabo de leer una nota sobre las declaraciones de un candidato panista a diputado local en Colima, lo cual realmente me hizo decir Hazme El Chingado Favor, ya no se trata de golpeteo entre partidos políticos, sino de unas declaraciones de lo mas cinicas del cochinero actual en el PAN y que obviamente no veremos en telerisa:

Cuando empezaba a saborear el triunfo sobre las impugnaciones a su candidatura a diputado federal por el segundo distrito, el expresidente municipal de Manzanillo, el panista Virgilio Mendoza Amezcua, se vio involucrado en un escándalo que podría costarle su futuro político en Acción Nacional.

Y es que la revista electrónica Reporte Índigo publicó este jueves un reportaje, basado en grabaciones, sobre una presunta conversación de Mendoza Amezcua, en la que se mofa de la estrategia antinarco del presidente Felipe Calderón, a quien califica de “ratero”.

Así mismo, se burla del dirigente nacional del PAN, Germán Martínez, y tácitamente confiesa haber recibido dinero sucio, supuestamente proveniente del crimen organizado.

Enlace: http://www.proceso.com.mx/

Cortesía de Daniel G

labanda.jpg


2009

Mis cuates los narcos

penal-puente-grande Leyendo unos aportes anteriores respecto a los call centers de las cárceles en México pues me decido a contar mi experiencia con una de estas bandas.

Hace dos meses a la hora de la comida fui a un cajero aquí en la Ciudad de México en Avenida Insurgentes, saliendo del cajero sonó mi teléfono con la llamada de un tipo diciendo que me había ganado un Jetta 2009 y $200,000 solo por usar mi tarjeta y como según tenían mi numero en su sistema pues que me llaman de volada para no perder este premio.

Me pedía a cambio depositar solo $3,000 para el traslado del carro desde las instalaciones de “Pronósticos para la Asistencia Publica” hasta Pachuca donde supuestamente yo radicaba. Su choro estaba plagado de incoherencias como que Pronósticos esta en Sinaloa cuando yo estaba parado justo frente a las instalaciones cuando llamo, me decía también que tenia mi numero en su base de datos y dirección (jamas lo he registrado a nombre de nadie, ni se lo he dado a los bancos). Le colgue y se enojo mucho.

Despues de dos semanas ya con esta experiencia un sábado llegando de compras me llama otro tipo con voz de centroamericano diciendo que era mi día de suerte y que esto no era un fraude, que en verdad fui elegido en Monterrey de entre 100,000 números Movistar. Fue tan eufórico su mensaje que si yo hubiera sido mujer neta que si me hubiera ligado… Total que hablo, hablo y hablo mas y yo sin mayor interés mas que mi curiosidad de ver que tanto se sacaba de la manga que me dice ya con voz encabronada “¿Que no estas feliz por tu premio vato? ¿Crees que esto es un fraude?” Cosa que le respondí que ese choro ya me lo sabia y no pude evitar soltar la carcajada y que fuera mas original porque ya estaba muy choteado eso del carro.
En eso que se encabrona en serio y me dice “A pues como no quieres un premio te vas pero a chin… a tu mad..e!” Cosa que me dio mas risa pero le respondí aun burlón que como era posible que hiciera ese tipo de estupideces y en eso que empieza con las groserías recalcandome que no sabia con quien me metía y que me iba a encontrar y de mas cosas que sabia es imposible pues como nunca registre mi numero en ningún lado. Lo mas fácil era tirar el chip y comprarme otro teléfono, en eso un segundo tipo le arrebata el teléfono y me pregunta aun mas encabronado que su amigo “¿Quien jijos de la chi…stosa habla?” porque su cuate estaba bien encabronado, cosa que me dio aun mas risa y no pude evitar decirle “Hazme el Chingado Favor”.

Ahora resulta que para que estos criminal no se encabronen tengo que ser un pendejo.Total que se comienza igual a decirme todo tipo de groserías pero pues se canso y comienza entonces a a sincerarse como si fuese platica de borrachos y después de un rato de hablar acá de “valedores”. Comencé a aplicarle una entrevista tipo Cristina Pacheco preguntándole cosas sencillas y no comprometedoras para que estableciera confianza y lo primero que le saque fue que de donde llamaba, pues tenia yo mucha curiosidad y me dijo que llamaba nada mas y nada menos que del penal de Puerta Puente Grande en Jalisco y que el como la mayoría de los internos allá adentro se dedicaban a marcar numero por numero con los Movistar que tenían apuntados repitiendo siempre el mismo choro a ver que pendejo caía.

Me sorprendió al saber que en un día pueden caer entre 5 y 10 personas que si sueltan la lana; imagínense ganar entre $15,000 y $30,000 diarios por teléfono!! Mejor que una hot-line y yo estudiando tanto, vale maaa…

Hubo entonces un rato de silencio repentino donde al parecer paso un vigilante y me pidió por favor que no colgara, que lo aguantara en la linea y mientras de fondo se escuchaba que gritaba un hombre y golpeaba algo de metal y bueno, ya pasados unos segundos me dijo que era el policía que quería ver si ya habían sacado lo de su mochada por dejarlos usar los teléfonos allí dentro. Me explico que ellos conocían gente nueva tal como lo hicieron conmigo y que pagaban $500 semanales de crédito a quienes le entregaran los 6 primeros dígitos de los números nuevos de Movistar que estaban saliendo por la zona donde anduviera el contacto y que de allí se agarran uno por uno llamándoles en espera de tener suerte.

El cabrón este me pedía que yo le consiguiera esos 6 primeros dígitos de algún local de teléfonos nuevos de aquí donde vivo a lo cual me negué diciéndole que la neta yo a mi chamba y ellos en la suya, nada de negocios ente los dos. Total que la llamada se alargo por 45 minutos durante los cuales escuche como le gritaban sus compañeros de celda a una señora para que le pagara un supuesto rescate y de nuevo escuche a su compañero (al que desquicie al principio) llamándole a mas personas con el mismo choro mareador del carro. Al final ya quise colgarle y me dijo que me llamaría después para ver si ya había pensado bien eso de pasarle números nuevos de Movistar y que su oferta de los $500 de crédito a la semana seguiría en pie y que con eso ayudaría a su causa y a pagar sus cuotas allá adentro del penal porque ya casi terminaba de estar enchiquerado.

Me dio su nombre y el de su banda y que ellos como muchos otros le rendían cuentas al héroe mexicano del FORBES, el ya reconocido Chapo Guzman.

Y según me contaba le caí muy “de huevos” por no dejarme marear ni asustarme y que cualquier bronca que tuviera allá por tierras tapatías que preguntara por el y me haría un paro de valedores ajustando cuentas a su modo, yo le agradecí y le dije que tuviera suerte pero que no se metiera mas en broncas y enseguida colgamos. Después llamo nuevamente a los 8 días pero lo mande a buzón no sin dejarme su recado de que la oferta estaba en pie y que ellos de valedores nunca se dejan morir y son fieles hasta la ultima circunstancia. Desde allí no he sabido mas de ellos.

Eso es lo que me paso hace cerca de ocho semanas y me hizo ver mas de cerca que el país esta mas podrido que los políticos y que la policía es solo un fantoche y que como vulgarmente se dice “Con dinero baila el perro” Hazme el chingado favor.

Cortesía de Anónimo

labanda.jpg


2009

Hablando de Examenes

examen2

examen3

examen4

examen5

examen6
Via: chilangabanda.com

Hazme el chingado favor!


2009

Les voy a platicar una de la UNAM.

escudounamEl sábado pasado, fue el examen de admisión para el sistema abierto y educación a distancia que es una licenciatura por Internet. Yo soy de provincia y por mi mala suerte me toco presentar el examen en la sede de Av. Tlahuac Iztapalapa (también conocido como casa la chingada) en fin esto fue lo que paso.

Al llegar nos formaron en varias filas por espacio de 1 hra en el patio, a pesar de que estaba lloviendo ahí nos quedamos todos parados bien ordenaditos. Por ahí de las 7:20 nos dejaron pasar a los salones pero en lugar de llevar un orden (para eso eran las filas no?) parecía que se soltó un portazo en el Vive Latino o algún espectáculo así. Llegando al aula me atendió la aplicadora que de manera muy amable recibió mis datos y registro mi asistencia, total empezamos el examen (con su debido retraso de casi media hora). Ya llevábamos mucho tiempo contestando el examen, yo ya estaba en la pregunta 100/120, cuando llego el coordinador y como yo estaba en el lugar junto al escritorio del aplicador; escuche:

Coordinador: A ver deja ver el cuadernillo
Aplicadora: ¿por?
Coordinador: Este no es.
Aplicadora:¿que?
Coordinador: Este es de Area IV y ellos son para Area III
Aplicadora: ¿y ora?
Coordinador: Dejen de contestar pónganme atención. Ha habido un error.
Estudiantes: No mames!!! que les pasa? (y toda clase de mentadas de madre.)
Coordinador: El cuadernillo que les entregaron no es el de ustedes. Borren todo! (AQUI ES DONDE SUELTAS EL FAMOSISIMO: HAZME EL CHINGADO FAVOR!!!)
Estudiante: Yo le había dicho a la aplicadora que este no era el cuadernillo y ella dijo que no importaba (lo cual es cierto pues se lo dijo desde que se lo entrego.)
Coordinador: Borren todo y contesten este otro.
Estudiante: Pero el lector del examen no lo va a aceptar porque están marcadas las otras respuestas.
Coordinador: Bórrenle bien pues.
Estudiante: Chigas a tu madre
Coordinador: Dejen que llegue el contador (el “chingon” del asunto”)
Estudiante: Yo necesito una hoja nueva para trabajar
Coordinador: Pues ve a C.U. por una.

Total la discusión siguió así por unos minutos hasta que llego el fabuloso contador que nos resolvió de manera fantástica:

Contador: tienen una duda?
Estudiantes: No, un problema
Contador: Muy bien, contesten el nuevo cuadernillo ya
Estudiantes: No, no mames
Señora: Yo tengo una cita a las 12 quien me repone mi tiempo?
Contador: Mejor callate y ponte a trabajar que sigues perdiendo tiempo
Señora: Como se atreve no mames
Coordinadora: Con respeto al coordinador!!!
Estudiantes: No nos ha resuelto nada
Contador: El que quiera hacer el de area III que lo haga, el que quiera terminar el de área IV

Total se hizo un desmadre y cada quien hizo el examen que quiso y esos minutos de discusión se convirtieron en un copiadero total. Háganme el chingado favor, como es posible que nos den un examen equivocado y después horas se den cuenta y lo quieran resolver reiniciando el examen, que poca madre de estos culeros.

Cortesía de El amigo de la provincia

labanda.jpg


2009

La mejor de los 50

Navegando me encontré sobre la revista Quien que premio a los 50 personalidades que mueven México, hay personalidades que si mueven al país como Carmen Aristengi, Alejandro Marti, Carlos Fuentes, Mario Molina, entre otros… pero también incluyen a Enrique Pena Nieto y en el numero #8, por favor eso es mas que una aberración, en fin, lo que se rescata de ese evento es el discurso de una de las 50 personalidades, Denise Dresser, en la pagina esta el video pero lamentablemente no esta completo.

Irónicamente al finalizar el discurso solo Alejandro Marti fue el que se puso de pie para aplaudir, les habrá calado a alguno de los presentes. Píquenle a la imagen para ver el video.

El discurso:

Alguna vez, el periodista Julio Scherer García le pidió a Ernesto Zedillo que le hablara de su amor por México. Le sugirió que hablara del arte, de la geografía, de la historia del país. De sus montañas y sus valles y sus volcanes y sus héroes y sus tardes soleadas. El ex-presidente no supo qué contestar. Hoy es probable que muchos mexicanos tampoco sepan cómo hacerlo. Hoy el pesimismo recorre al país y e infecta a quienes entran en contacto a él. México vive obsesionado con el fracaso. Con la victimización. Con todo lo que pudo ser pero no fue. Con lo perdido, lo olvidado, lo maltratado. Con la crónica de catástrofes; de corruptelas; de personajes demasiado pequeños para el país que habitan.

México padece lo que Jorge Domínguez, en un artículo en Foreign Affairs, bautizó como la “fracasomanía”: el pesimismo persistente ante una realidad que parece inamovible. La propensión colectiva a pensar que la corrupción no puede ser combatida; que los políticos no pueden ser propositivos; que la sociedad no puede ser movilizada; que la población no puede ser educada; que los buenos siempre sucumben; que los reformadores siempre pierden. Por ello es mejor callar. Es mejor ignorar. Es mejor emigrar.

Continuar leyendo

Continuar Leyendo


2009

Solo en cines

Foto tomada en San Luis Potosi

soloencines

Hazme el chingado favor!

Cortesía de Mariana C

labanda.jpg


2009

Un Gigantesco Call-Center

El siguiente texto lo encontré en el periódico Reforma uno de tanto días, no se si realmente lo haya escrito un interno o sea invención de alguien, pero no me parece algo muy fuera de la realidad, de verdad me hizo decir un Hazme el chingado favor! Como es posible que todo eso pase en donde se supone que ponen a esta lacra de gente para que no este jodiendo a las personas !!!!

Esta medio extenso el texto pero creo que es muy interesante.

llamadaPor un interno de una cárcel del DF

Ciudad de México (21 mayo 2009).- A diario de los reclusorios salen miles de llamadas de secuestro o extorsión, miles. Algunas pegan, otras no; algunas son de presos desesperados por obtener lo de la droga de ese día; otras son de bandas organizadas, preparadas, comunicadas para ganar botines mayores. Algunas cuestan dinero a las víctimas; otras les cuestan la vida. Son miles de llamadas diarias.

Como en la calle, en los reclusorios la vida cuesta y si se quiere sobrevivir con privilegios hay que pagar. Una de las maneras más comunes para ganar dinero desde la reclusión es el secuestro; pudiera parecer difícil, casi imposible armar un secuestro desde la cárcel, pero bien visto no lo es. Al contrario.

En la cárcel hay presos muchos secuestradores, hay otros que se hacen secuestradores adentro y son más los secuestradores que están libres, que no han pisado, y posiblemente no pisarán, la prisión. Y todos se conocen, se apoyan, pueden trabajar juntos. Les conviene mientras haya dinero.

Imagínese: físicamente, los reclusorios se dividen en dormitorios, los dormitorios en zonas; las zonas en celdas. Hay zonas completas de dormitorios que se cierran, a las que uno sabe, interno o custodio, que no puede entrar, salvo que los jefes lo autoricen, porque están “trabajando”. En cada celda de esas zonas hay varios internos “trabajando” con sus celulares: gritan, amenazan, fingen la voz, dan órdenes, amedrentan, insultan, exigen, lloran según sea el caso.
Todos están secuestrando o extorsionando a alguien: a la esposa, a la hija, al hermano, al papá… a alguien.

Entrar ahí es jugarse la vida porque están jugando con la vida de otros: “Hijo de la chingada, ya te chingaste, o pagas o mañana tienes el dedo de tu hija, ¿es Katia, no?”. “¡Papá, papá!, por favor hazles caso a estos señores”. “No nos interesa tu familia, quiero tu lana porque no eres más que otro pinche explotador”.

No puedes entrar para no interrumpir. No puedes levantar la voz ni distraer ni sorprenderte. Es un gigantesco y organizado “call center”. Hay varios en cada dormitorio. Todos pagan para no ser molestados y que los dejen “trabajar”. Ellos hacen el negocio: planean, investigan, convocan, negocian, ordenan, distribuyen… No necesitan salir de aquí.

Antes se usaban los teléfonos fijos y los celulares. Nadie podía hablar a sus familias o abogados porque los teléfonos estaban ocupados “trabajando”. Luego se pusieron bloqueadores y grabaciones de advertencia en algunos reclusorios, que nunca funcionaron bien, pero que multiplicó el uso de los celulares. Hay miles de ellos en las cárceles, pagando una renta semanal.

Como la droga, los celulares están prohibidos, pero permitidos. Lo peor que puedes hacer es vender droga o usar celular si no pagas la concesión.

Algunos pocos, muy pocos, se atreven a organizar los secuestros con los custodios. Otros, la mayoría, actúa con “su gente”.

Aquí todos tienen gente, “su banda”. Si no, no son nadie. Y ahí está la banda, al mejor postor: miles de personas, la mayoría jóvenes, que ya van a salir, que acaban de salir, que acaban de entrar pero van a salir pronto, y sobre todo, sus familias y sus amigos. Todos quieren, les urge ganar dinero. Una red imparable.

Ellos, los de adentro, lo organizan y actúan. Muchas veces son los más rudos: los que negocian, los que amenazan, a los que les vale madres. Los de afuera hacen lo que les dicen los de adentro: persiguen, vigilan, levantan, ocultan, cobran. Y luego van al reclusorio en las visitas, a dar cuentas de cómo sucedió, a pedir instrucciones, qué hacen con ese pendejo que no deja de llorar, aquella que está enferma, aquél que está pidiendo más o abre el hocico, el que se quiere pasar de listo, etcétera.

También por eso son importantes las visitas familiares: los hermanos que vienen a dar la parte correspondiente, los que traen informes, los que llevan mensajes, la mamá que le compró unos tenis al hijo que logró que pagaran, los que planean quién sigue.

Los que mueven este mundo son pocos. Los que viven de él muchísimos: internos, familiares, custodios, autoridades. Nadie sabe con exactitud los flujos de “la lana”, pero se mueve mucho dinero.

Hay quienes pagan de inmediato cuatro o cinco mil pesos por un secuestro que no existió; hay quienes compran tarjetas telefónicas; hay quienes pagan miles y miles y recuperan a su hija mancillada; hay quienes recuperan a su hijo traumatizado para toda la vida; hay quienes recobran a su madre y la ven morir poco a poco… y todos ellos tuvieron suerte.

Todo sirve: el directorio telefónico es un tesoro, pues no hay que estar haciéndole al pendejo buscando números; la sección amarilla, los anuncios en la prensa, las tarjetas de presentación. Lo único que se necesita es un dato, la punta de la hebra.

Como afuera, aquí también hay crisis, y no alcanza el dinero.

Hay que diversificarse: los narcos secuestran, los secuestradores extorsionan, los extorsionadores roban… todos tienen algo que vender. La vida es dura.

Hazme el chingado favor!

Cortesía de Alejandro A

labanda.jpg


2009

Chiste de Viernes – Donde esta Dios

Esta era una pareja a la que le gustaba constantemente hacer el amor y por lo tanto descuidaba a sus chamucos de 7 y 9 años de edad. Ellos eran unas ladillas con rabia por que siempre estaban metiéndose en problemas. Sus padres sabían que si algún pedo ocurría en su colonia, sus hijos eran los causantes.

La mamá de los niños escuchó que el padre “Neto” había tenido mucho éxito disciplinando niños, así que le pidió que hablara con sus hijos. El padre Neto aceptó, pero pidió verlos de forma separada, así que la mamá envió primero a la ladilla pequeña.

El padre Neto era una madresota chaparra, cara roja, ojos de toro loco y con una voz aguardientosa como la deben tener los padres de tanto vino de consagrar.

Bueno, el padre Neto sentó al niño frente a él y le preguntó al chile:

“¿Dónde está Dios, chamaco?”.

El niño se quedó estupefacto como dice wikipedia pero no respondió, sólo se quedó sentado con los ojos pelones. Así que el padre Neto le volvió a preguntar gritando:

“¿Dónde está Dios Hijo del mal?”

De nuevo el niño no contestó, seguramente estaba esperando a ver a que hora el padre Neto lo iba a violar del cráneo. Entonces el padre Neto subió el tono de su voz aún más puso los ojos de toro loco y agitó su dedo de la mano apuntando a la cara del niño, y gritó:

“Te estoy preguntando güey que: ¿DÓNDE ESTÁ DIOS?”

El niño salió gritando del cuarto, y corriendo con sus propios pies como en un sueño, corrió hasta su casa y se escondió en el closet, azotando la puerta.

Cuando su hermano lo encontró le preguntó:

“¿Que pasó Güey cuenta que pedo?”

Y le contestó: “¡Ahora sí ya valió madres güey! Pq DIOS SE PERDIÓ!!

¡¡¡…y el pinche padre Neto cree que nosotros lo tenemooooos…!!!

Hazme el chingado favor!

Cortesía de Emma
VIdeo cortesía de Qinq3

labanda.jpg

Hace algunos ayeres en hazme el chingao favor

2011

Que bello es… ¿Jalisco?


Categorías: Estupideces & País | Comentarios (124) Comentarios

2011

Crónica de mi cirugía de apéndice


Categorías: Personal & Salud | Comentarios (283) Comentarios

2011

La indiferencia


Categorías: Desastres & Destacadas & País | Comentarios (226) Comentarios