2012

Letras ajenas para compartir. El símbolo perdido.

el-simbolo-perdido-dan-brown Estoy plenamente seguro de que(a pesar de que muchos lo intentaron) fue la obra de Dan Brown la que desató en el mundo occidental lo que yo llamaría una especie de “Boom anti-clerical”, hoy en día la iglesia católica pierde cientos de fieles diariamente, hoy todos saben de las cruzadas, la inquisición y demás porquerías de la iglesia, todos presumen cuánto tiempo llevan sin pisar una iglesia, pero ¿cuándo empezó todo esto?, definitivamente El Codigo Da Vinci fue la obra que marcó casi un hito en nuestra historia contemporánea, nadie antes había despertado tantas dudas en los creyentes, todo un sol de dudas imposible de seguir tapando.

Los personajes, el contenido, la trama, la fluidez, los acertijos, los secretos, la masonería, toda una serie de elementos que conformaron esta fórmula con la que Brown encantó a tanta gente, y si la formula funciona ¿para qué cambiarla?, pues en mi opinión Brown volvió a repetir la hazaña con su más reciente novela, donde una vez que te envuelves en ella simplemente ya no puedes dejar de leer y tienes que estar atento, ningún detalle se te puede pasar, todo cuenta, la más mínima referencia puede ser el gran secreto del final y bueno para qué les cuento más.

¿Existe un secreto tan poderoso que, de salir a la luz, sea capaz de cambiar el mundo?

Washington. El experto en simbología Robert Langdon es convocado inesperadamente por Peter Solomon, masón, filántropo y su antiguo mentor, para dar una conferencia en el Capitolio. Pero el secuestro de Peter y el hallazgo de una mano tatuada con cinco enigmáticos símbolos cambian drásticamente el curso de los acontecimientos. Atrapado entre las exigencias de una mente perturbada y la investigación oficial, Langdon se ve inmerso en un mundo clandestino de secretos masónicos, historia oculta y escenarios nunca antes vistos, que parecen arrastrarlo hacia una sencilla pero inconcebible verdad. Con la ayuda de Katherine Solomon, hermana de Peter y experta en ciencias noéticas, Robert Langdon tiene doce horas para salvar a su amigo y, al mismo tiempo, evitar que uno de los secretos mejor guardados de la humanidad caiga en las manos equivocadas.

pa´l pobre;
http://masoneriavasca.bligoo.com/media/users/1/50696/files/4505/El_Simbolo_Perdido_-_Dan_Brown.pdf

pa´l rico;
http://www.amazon.com/El-simbolo-perdido-Spanish-Edition/dp/8408089250/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1356089184&sr=8-1&keywords=el+simbolo+perdido

Cortesía de Monquito


2012

Letras ajenas para compartir. Las Cinco Personas que Encontraras en el Cielo. Albom, Mitch.

“Todos los finales son también comienzos, lo que pasa es que no lo sabemos en su momento.”

Este libro, nos relata la historia de un viejo, que no sabe hacer otra cosa, más que trabajar en un parque de diversiones. Dar mantenimiento a las viejas maquinas, esas es su vida, ese es su trabajo.

Es un poco lógico, que uno debe morir en el lugar que más ama, en el lugar que más quiere, pero la muerte, sabemos que es un poco culera, nunca nos da gusto, es más, ni se esfuerza, sabe lo bipolares que somos los seres humanos.

A Eddie, así se llama nuestro personaje, le toco morir ahí, en aquel parque, al cual sirvió por muchos años, irónicamente, aplastado por una de aquellas maquinas que todos los días, cuidaba a su manera. Algunos podrán decir que la muerte de este viejo, no fue en vano, momentos antes de que aquel objeto terminará con su vida, se esforzó tanto, como pidiéndole permiso a sus años, a su vejez, a su moribunda existencia. Al final, esto empieza así, murió con el propósito de salvar a una niña.

Imagina que llegas un lugar, un lugar que llaman cielo. Por reacción o por instinto, crees que encontrarás a tus seres queridos que, en algún momento, se despidieron de la vida. Trata de pensar que te vas a encontrar con tu hermano, con tu esposa, con tus padres, con tus hijos, eso suena razonable, pero no, creo en esta ocasión no será así.

Este libro nos invita a pensar un poco, cuestión que de entrada, se torna difícil, pero anímense a pensarle.

Esta historia, de Eddie, un viejo que muere por salvar a una niña, nos hace adentrarnos en sentimientos, nos hace pensar en personas, que por error, tal vez, les arruinaste un poco la vida. Nunca sabemos cuanto influimos en la vida de los demás, hasta que, es demasiado tarde o bien, hasta que nos encontramos una historia como esta, anímate a leerla.

“La gente dice que encuentra el amor, como si fuera un objeto escondido bajo una piedra. Pero el amor adopta muchas formas y nunca es igual para todos los hombres y mujeres. Lo que la gente encuentra es un determinado amor.”

Enlace: Las Cinco Personas que Encontraras en el Cielo

Cortesía de Azael


2011

Había una vez en la Facultad de Filosofía y Letras UNAM

Primero quiero aclarar que no soy activista, soy estudiante en la Facultad de Filosofía y Letras (UNAM) por lo que estuve presente –involuntariamente- en los actos que se llevaron a cabo en la última semana de octubre, además escribo este post en respuesta a lo que escribió con anterioridad Weißersteinbär.

Bien los hechos como no fueron informados en los medios habituales (Telerisa y TV Apesta que no es raro), y los diarios impresos que tocaron el tema también se la mamarón, diciendo que el asesinato fue el jueves y no el miércoles. En cambio los diarios electrónicos, fueron un poco más precisos a los hechos. Mencionare los hechos, ya que voy en la mañana, no puede precisar el momento de la toma de la Facultad, pero con compañeros que toman clases en la tarde me he informado de cómo estuvo el asunto.

Con la muerte del tesista Carlos Sinuhé Cuevas, que se cree que fue un asesinato político, y que debió de ser por ambas partes: el Estado y la UNAM. Recibió 12 impactos de bala. Aunque se resto importancia a otro estudiante asesinado el mismo miércoles.

Por lo tanto el jueves a eso de las 5 de la tarde que “alumnos” activistas e incluso personal de vigilancia, pasaron a los salones a pedir que dejaran de dar clases, algunos maestros hicieron caso omiso. Al fin de cuentas se pudo desalojar a la comunidad, con lo que fue tomada la Facultad por más 24 horas. Lo que procedió fue una marcha el mismo jueves, con la que se llego a cerrar la avenida de los Insurgentes a la altura del edificio de Rectoría.

Continuar Leyendo